Archivos de la categoría ‘Producción de Calzados de Cuero’

 

La ciudad de Trujillo es uno de los centros más importantes de producción de calzado en el Perú.  Se calcula que unas cien mil personas dependen de su manufactura. Las condiciones existentes en esta región -proliferación de pequeñas unidades productivas- son seguramente similares a otros lugares del Continente y las situaciones que viven los trujillanos pueden ser asimilables a muchos otros puntos de nuestra geografía. Un detallado trabajo del experto Edgar Alvarado Bazalar, describe su estructura y desarrollo y analiza la crisis actual. Brindamos aquí una síntesis del referido estudio.

El sector cuero y calzado de Trujillo, Perú, es un conglomerado de más de 2.000 pequeñas y microempresas productoras de calzado, incluyendo a 300 abastecedores de materiales y componentes, cerca de 500 tiendas comercializadoras, servicios especializados como modelaje, seriado, cosido de plantas, desbastado, fabricantes de etiquetas, cajas, etc. Asimismo ocupa a miles de trabajadores, generando ingresos para cerca de 100,000 personas  considerando a las familias.

El calzado de Trujillo se vende en todo el Perú  a través de una extensa red comercial y se calcula que esa ciudad se produce cerca del 50% del calzado del país.

Este desarrollo da lugar al funcionamiento de un grupo de instituciones que directa o indirectamente trabajan en el fomento del sector: Asociaciones de Productores, Asociación de Curtiembres, Municipalidad, Dirección Regional de Industrias, Proveedores, Cámara de Comercio, Institutos, Universidades, ONGS entre otras. Estas instituciones realizan diversas actividades en beneficio del sector, aún cuando el nivel de especialización y articulación entre ellas todavía es limitado.

 

Fabricación de zapatos

Publicado: octubre 14, 2011 de BOW en Producción de Calzados de Cuero

La fabricación del calzado desde los inicios históricos como tal se venía realizando de modo artesanal. Y aunque ya en la época romana se produjo una cantidad de calzado enorme los procesos eran artesanales, por tanto este proceso de producción industrial masiva podría decirse que no apareció hasta la época de la Primera Revolución Industrial.

En ambos procedimientos, aunque de forma distinta, se siguen unos pasos elementales:

  • 1. Selección de las pieles o materiales.
  • 2. Cortado. De acuerdo al contorno que deberán adquirir las piezas.
  • 3. Rebajado. Rebaje de las piezas, principalmente de piel.
  • 4. Guarnecido (también llamado aparado o pespunte). Cosido de las partes cortadas.
  • 5. Montado (también llamado centrado). Usándose una horma, que sirve de modelo de pie, a la hora de encajar las partes del zapato (puntera o pala, talón, suela, etc.)
  • 6. Encajillado. Introducción de los zapatos en cajas de cartón.

 Proceso artesanal

El proceso artesanal es un proceso eminentemente manual en el que no se utiliza tecnología sofisticada, hecho en un pequeño taller familiar o en una comunidad nativa, se utilizan materiales naturales, no químicos ni procesos industriales.

 Proceso industrial

Dentro de las diversas secciones de la fabricación de un zapato, como hemos visto más arriba, en el cortado se realiza de tres formas o métodos diferentes, el cortado manual, utilizando un utensilio manual para cortar la piel usando un patrón (normalmente de cartón duro, o lamina de acero). Aun así, existen máquinas automáticas de corte, el troquelado, sobre todo usadas para el corte del forro interior del zapato, que suele ser de piel de menor calidad, falzas o entre suelas, y cueros para la capellada; otro método actual y moderno es el corte computarizado el cual utiliza un software para la configuración y ubicacion de las piezas en la piel, se da la orden tal como damos la orden de imprimir, solo que envés de colocar puntos de pintura realiza puntadas de corte con una cuchilla o láser, este ultimo método tiene ventajas sobre las anteriores, no requiere una inversión en troqueles para cada diseño, se pueden realizar cortes con mas detalles que si se cortara a mano en un menor tiempo, si se utiliza piel sintética la configuración se realiza en menor tiempo y con menos ciclos de configuración.

El guarnecido se hace con máquinas de coser, similares a las usadas en la industria textil.

El montado quizás sea la parte más mecanizada del sector del calzado. De hecho a esta sección se le suele llamar también vía, debido a que los zapatos van desplazándose a través de unos cajones que circulan sobre una vía de hierro (a la altura del obrero) y cada trabajador va haciendo cada parte del trabajo de esta sección usando una máquina. El proceso exacto del montado (unión de la parte de piel del zapato con la suela), se hace con una máquina llamada “máquina de montado”.

Existen dos métodos de poner la suela al calzado cuando la suela se inyecta por separado esta es pegado manualmente por un operador y prestado en forma neumática, el segundo método es cuando la suela es inyectado directamente sobre el corte con un molde, este se llama inyección al corte.

El envasado en cajas de papel, es también manual. El zapato se introduce por pares en cajas de cartón. Se le incluyen las etiquetas reglamentarias, códigos de barras para facilitar la venta en los comercios, etc. Varias cajas de zapatos (6, 10, 12, 24…) se introducen en un embalaje de cartón para facilitar su transporte hasta el cliente.

“El proceso de elaboración de los calzados de cuero es bastante complejo y delicado y la preparación que se le da a la piel sigue basándose en la experiencia de tiempos antiguos, tanto en los pequeños talleres de calzados de cuero artesanales como en las grandes fábricas”.

Las fases por las que pasa este trabajo son básicamente las mismas. La capa que constituirá la piel, Se compone por algunos tejidos más gruesos que otros, por ejemplo si practicamos un corte transversal en el cuero, podremos distinguirlos a simple vista. La capa superior es capilar, y se encuentra atravesada por orificios capilares. Cada tipo de piel contiene un dibujo granular diferente, que es el que proporciona su atractivo particular.